La fotógrafa Ana R. Leiva reconstruye el reino de «Osama, the King»

  • La exposición abre el debate sobre la migración y la salud mental

En 2018 Osama, migrante nigeriano, alzó todo un reino hecho con barro, paja y materiales desechados en en barrio de Campanar de Valencia. Crecía así un poblado en el que solo vivía él, y que aunque no tenía nada, lo creó todo con sus propias manos. La fotógrafa Ana R. Leiva enseña ahora el seguimiento que hizo de la construcción de las casas y del imaginario de Osama en la Llotja del Cánem de Castellón, hasta el 17 de abril.

Exposición «Osama, the king» – Arista

La exposición muestra la serie de fotografías tomadas durante varios meses y se completa con testimonios de gente que también conocieron a Osama. “Cuando llovía me preocupaba por las casas de Osama hechas de barro”, narra una voz por la sala, “pero no les pasaba nada, él sabía bien lo que hacía, se notaba que tenía esos conocimientos”. Detrás de los altos edificios se erigían sus pequeñas casitas, su reino. Un espacio construido con lo que tenía a mano a las afueras de una gran ciudad que puede convertirse en un lugar hostil. “Un día, Osama escribía la historia de su reino sobre madera como otros graban sus méritos sobre placas de bronce, y otro día acuñaba monedas con su rostro o formaba ejércitos que defenderían al universo del mal y las injusticias. En otra ocasión Osama moldeaba bolas de poder que protegía cuidadosamente bajo tierra, allí donde habitan los ancestros”, cuenta la propia autora en su proyecto. El pequeño poblado era mucho más que simple barro.

Un día, según explica la fotógrafa, Osama y su reino desaparecieron, fueron borrados. Este hombre fue trasladado a un centro psiquiátrico y repatriado más tarde a Nigeria. Su legado fue borrado, pero la historia que ha documentado Ana R. Leiva pretende hacer reflexionar sobre la validez de determinadas opciones de vida. Sobre cómo algunas acaban siendo totalmente rechazadas por la sociedad y relegadas a un segundo plano, sin ser admitidas como válidas. La fotógrafa enlaza esta serie de fotografías con la salud mental, un tema cada vez más comentado en la esfera pública. Según explica: «Quería hablar sobre cómo se expresa la realidad, cómo se lee esta desde otros puntos de vista, tanto en el espacio público como el íntimo«. Todo el proyecto puede encontrarse en una edición impresa, bajo el sello Tapas Duras. Este proyecto de diseño ha sido creado por la propia artista, que lo comparte con otras dos fotógrafas valencianas, y ayuda a editar libros fotográficos de artistas emergentes.

Exposición «Osama, the king» – Arista

Salir del marco establecido desde el que se ve la realidad es tan complicado como necesario, defiende la fotógrafa. Se pregunta también cómo afectan los discursos hegemónicos a la hora de desarrollar una vida o incluso una carrera artística: «Vivimos permanente inmersas y condicionadas por esos discursos. Ya sea en lo que respecta a la estética, la moral, la historia, la ética, o lo que sea. Por eso, topar con una expresión absolutamente libre de todo marco limitante es tan fascinante. Es lo máximo en cuanto a expresión. Crecemos aceptando verdades. En el caso de Osama me he topado muchas veces con esa mirada etnocentrista y condescendiente«. Osama creó su reino a través de sus referencias y su imaginario, ahora de ello solo queda el trabajo de Ana R. Leiva. Actualmente, la fotógrafa está tramitando la vuelta de Osama a España desde Nigeria.

Exposición «Osama, the king» – Fotografías de Ana R. Leiva

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *